Alista CRE cobros a las renovables

Publicado: 28 mayo, 2020

Argumenta CFE que subsidia a privados. Modificarán tarifas aplicadas a plantas construidas antes de la reforma de 2013

El Pleno de la Comisión Reguladora de Energía (CRE) votará hoy un proyecto para actualizar los cargos de transmisión que aplicará la Comisión Federal de Electricidad (CFE) a centrales renovables construidas antes de la reforma energética de 2013.

En el orden del día de la sesión extraordinaria de la CRE, convocada para hoy, refiere que los cambios tarifarios aplicarán a los llamados contratos legados de centrales de energía renovable o cogeneración eficiente, los cuales se agrupan en la figura de autoabasto.

Los contratos legados son previos a la reforma energética.

El cargo para este tipo de proyectos denominado “porteo estampilla” aplica una tarifa fija de transmisión y distribución de electricidad que se calculó de acuerdo con los niveles de tensión y generación de la demanda.

Aunque no se conoce el tamaño del ajuste a las tarifas de porteo que se pretende, el tema fue solicitado por CFE en el documento “Pliego petitorio” de fines de 2019, señalando que la empresa pública subsidia a los privados a través de estas tarifas.

Actualmente esas tarifas se actualizan con la inflación y especialistas anticipan que podría plantearse un cambio en la metodología.

Según datos de la CRE, a abril de este año el cargo por transmisión (porteo verde o estampilla) de las centrales renovables y cogeneración eficiente legada es de 0.04707 pesos por kilowatt-hora en alta y media tensión y de 0.09414 para baja tensión.

El porteo para renovables se definió bajo la anterior Ley del Servicio Público de Energía Eléctrica, que consideraba la figura de autoabasto, es decir, un grupo de consumidores, generalmente del sector industrial, que sumaba sus demandas para instalar una central, ya fuera térmica o renovable.

La tarifa de transmisión se determinó según el tipo de proyecto y en las renovables, fijada en 2010, buscaba promover las inversiones vía un esquema que garantizara predictibilidad en el largo plazo.

Tras la reforma de 2013, se acordó que dichos proyectos continuarían con las mismas condiciones y los menores costos de sus tarifas de porteo serían cubiertos entre todos los participantes del mercado.

Iván Alemán, socio de Alemán y Santiago, aseguró que las tarifas para proyectos verdes se calculan con base en estudios del Cenace con metodologías establecidas por la CRE.

“No es un subsidio, se trata de equilibrar y ser razonable a lo que se debe pagar por el flujo de la energía del punto A al punto B. Si a lo que CFE se refiere es a un tema de revisión de la tarifa o metodología con la finalidad de que sea más razonable, es una tarea que realiza la CRE constantemente”, expuso.

Los efectos

La plantas de renovables establecidas antes de la reforma de 2013 tienen una tarifa de porteo fija que se actualiza con la inflación. Si deciden incrementarlas, las consecuencias serían:

– Violación a la Ley de la Industria Eléctrica vigente.

– El consumidor no tendría acceso a menores tarifas.

– Impacto en costos totales de la energía para las empresas, lo que encarecería procesos productivos.

– Las empresas afectadas generaron 1.4 millones de empleos formales y ventas por 3 billones de pesos en 2017.

Fuente: Reforma, Negocios, Mayo 28, 2020

Socios Estratégicos