Chedraui aumenta su apuesta en las tiendas de descuentos, iniciando en el norte (Expansión)

Publicado: 20 diciembre, 2022
La minorista adquirió la cadena Arteli, con la que podrá afianzar su estrategia de precios bajos mientras gana participación en estados donde su presencia era baja.
Chedraui ha sido exitosa al integrar a sus operaciones las cadenas que adquiere, como parte de su estrategia de crecimiento inorgánico.
Chedraui regresa la mirada a México. Después de ganar en el mercado estadounidense con la compra de Smart & Final en marzo de 2021, la compañía apuesta por fortalecer la marca en el noroeste del país, con la compra de la tienda de descuentos Arteli.Esta adquisición parece un pequeño movimiento, ya que solo suma 36 unidades a las operaciones en el país, donde la cadena veracruzana tiene 367 tiendas; sin embargo, realmente se trata de ganar participación. Para Marcela Muñoz, directora de análisis fundamental de Vector, la operación permite a la compañía ganar terreno más allá del sureste, donde se había concentrado, ampliando su huella concretamente en Tamaulipas, donde cuenta con nueve tiendas; San Luis Potosí, donde tiene tres, e Hidalgo, donde tiene cuatro unidades, según su reporte financiero del 2021La compra hasta ahora es bien vista por los analistas, dado que la empresa generará ingresos por 4,900 millones de pesos, que equivalen al 5.45% del total de los ingresos que registró en 2021, por 90,258 millones de pesos.

A estos se suma que el acuerdo de compra no llevó a la empresa a contraer deuda e implica un múltiplo valor de la empresa / EBITDA de tres veces estimado para 2022, según los cálculos de Chedraui.

“Consideramos como favorable el anuncio de adquisición de Arteli, la cual forma parte de la estrategia de la compañía de aprovechar oportunidades atractivas que permitan la consolidación del grupo“, escribieron en un análisis Carlos Hernández, Paola Soto y Marissa Garza, de Banorte Casa de Bolsa.

Además de las tiendas, Chedraui suma a sus operaciones un centro de distribución localizado en Tampico y una planta procesadora de pan, tortillas y carnes, lo que “permite a la empresa generar sinergias entre las tiendas de la región con las que ya cuenta”, dice Marcela Muñoz.

Hasta ahora este es el primer centro de distribución propiedad de la compañía, que renta todos los que hasta ahora integran su infraestructura en Monterrey, Guadalajara, La Paz, Cancún y en Veracruz.

La compra se ubica dentro del 21% de los ingresos consolidados que la compañía contemplaba gastar durante este año, recursos en los que se consideró la apertura de una Tienda Chedraui, cinco Súper Chedraui y 25 Supercito en México, más dos nuevas sucursales bajo el formato Smart & Final en Estados Unidos

La compra de Arteli da a Chedraui más que la expansión geográfica. También mejora su posición en el segmento de tiendas de descuento, donde compite con Bodega Aurrerá, Bodega Aurrerá Express y Mi Bodega Aurrerá, de Walmart.

Estas tiendas ganan relevancia en tiempos de precios altos, en los que los compradores privilegian en los artículos de primera necesidad, como los alimentos. En estos formatos, las cadenas también tienen una ventana abierta para colocar sus marcas propias, segmento en el que Chedraui apretó la tuerca en el último año.

La disposición de los mexicanos para adquirir los productos de este segmento se elevó de 14% en junio de 2021 a 20% del total en el mismo mes de 2022, según un análisis de EY-Parthenon.

Al respecto, Ángel Estrada, socio de EY-Parthenon, dijo en una conferencia en septiembre pasado que la penetración de las marcas blancas y privadas en México en el sector consumo es del 8%, y podría llegar a 9 o 10% a finales de año.

Aunque Chedraui ya superó las ventas de Walmart en tiendas comparables durante el tercer trimestre del año, para los analistas es complicado establecer si se mantendrá un paso adelante de la minorista estadounidense, que tiene más de 2,000 unidades en México.