Distribuidores de camiones entre uptime, adopción tecnológica y nueva normalidad

Publicado: 10 julio, 2020

La importancia que tiene el autotransporte en el movimiento de mercancías en nuestro país pone en mayor relevancia el papel que juegan los distribuidores de las marcas que atienden este mercado, sobre todo cuando se incorporan tantas variables en la ecuación del servicio y el soporte a los clientes. COVID-19, implementación tecnológica, nuevos protocolos de servicio, comunicación efectiva, capacitación, velocidad de respuesta y otros factores son los que convergen en la dinámica del día con día de los distribuidores para atender a sus clientes transportistas. Comenzando por lo que detonó todo lo anterior, la pandemia del COVID-19, los distribuidores de camiones fueron considerados como actividad estratégica en sus actividades de refacciones y taller. “Lo que tuvimos que hacer ante ese escenario fue adaptarnos a los nuevos protocolos de sanitización y las condiciones del mercado”, expuso Daniela Bastida, presidenta de la Asociación de Distribuidores de Volvo Trucks y Mack Trucks en México, en su participación en Diálogos Empresariales de Logística, un programa de Grupo T21. Para continuar con la atención a los clientes durante la emergencia sanitaria se tuvieron que implementar procesos, pero también a los colaboradores, adaptándose a los horarios de los transportistas, “además, necesitamos tener una comunicación efectiva para informarle al cliente cómo se había trabajado la unidad y los diversos procedimientos implementados”, puntualizó Jaime Tamez, presidente y director general de Difrenosa (Distribuidora Freightliner del Norte). Ante los mensajes encontrados que se tuvieron en los diversos niveles de autoridades, no sólo los distribuidores sino las marcas productoras tomaron la batuta para establecer medidas que atendieran los debidos procesos, “cuando nos llegaron los primeros documentos oficiales ya teníamos mucho avance en las acciones a emprender”, precisó Alberto Rodríguez, vicepresidente de Kenworth BACE. “La responsabilidad que tuvimos como distribuidores era reducir el riesgo que habrían de enfrentar los operadores de nuestros clientes, que en el caso de nuestra marca, se trata de actividades que llegan directamente a los domicilios del cliente final”, advirtió Jorge Plasencia, gerente general de Isuzu Plasencia. CON Y SIN COVID, MANTENER LA OPERACIÓN El concepto del , que desde hace años se ha difundido en las marcas productoras de camiones y con ello en sus distribuidores, tuvo la prueba del ácido en el marco de esta pandemia, y hacia la “nueva normalidad” se han establecido como estándares a seguir. Para lograr que las unidades se mantengan en circulación el mayor tiempo posible y se contribuya con ello en el menor costo total de operación (CTO) para los transportistas, la tecnología es un aliado. La presencia de la pandemia vino a acelerar diversos procesos, sobre todo los relacionados con la inclusión tecnológica, en tanto que en otros exigió robustecer los procesos, “tuvimos que incrementar los costos de inventario para poder entregar las unidades en tiempo”, comentó Jaime Tamez. . “Previo a la situación del COVID-19, como marca comenzamos a adelantar los inventarios, lo que nos llevó a un nivel del 98% de disponibilidad de partes”, destacó Alberto Rodríguez. En ese mismo sentido Jorge Plasencia describió que para el caso de Isuzu el nivel de disponibilidad (fill rate) se ubicó en 95% para cumplir con la misma expectativa. “Previo a la situación del COVID-19, como marca comenzamos a adelantar los inventarios, lo que nos llevó a un nivel del 98% de disponibilidad de partes”, destacó Alberto Rodríguez. En ese mismo sentido Jorge Plasencia describió que para el caso de Isuzu el nivel de disponibilidad (fill rate) se ubicó en 95% para cumplir con la misma expectativa. Aunado a lo anterior, el tema de herramientas tecnológicas ha sido clave para lograr las atenciones a los clientes, anticipándose los tiempos y los procesos de inmersión. “Las herramientas se han orientado al diagnóstico, prevención de mantenimiento, asistencia y rescates carreteros”, describió Daniela Bastida, también socia de Grupo Tractocamiones y Autobuses del Bajío (Grupo TAB). Las tecnologías además han contribuido en la capacitación que se disponen en cada una de las marcas, reuniones de venta y atención al cliente, así como para despejar dudas sobre las aplicaciones con que cuentan. . “Hace año y medio Martin Daum, presidente de Daimler Trucks AG, decía que la nueva era sería de la comunicación y, dentro de ello, la tecnología estaría orientada a la productividad y las eficiencias, exigiendo además una comunicación diferente con los clientes”, acotó Tamez Garza. “Hace año y medio Martin Daum, presidente de Daimler Trucks AG, decía que la nueva era sería de la comunicación y, dentro de ello, la tecnología estaría orientada a la productividad y las eficiencias, exigiendo además una comunicación diferente con los clientes”, acotó Tamez Garza. IDENTIFICAR EL CRECIMIENTO REGIONAL Partiendo de las expectativas que tienen los organismos internacionales sobre el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) en México, y de la vinculación que tiene el autotransporte con el ritmo de la economía, es que para Daniela Bastida la recuperación en las ventas de unidades se podría identificar hacia el segundo trimestre del 2021. Con base en las cifras de la Asociación Nacional de Productores de Autobuses, Camiones y Tractocamiones (ANPACT), las ventas al menudeo de unidades en el acumulado a junio pasado registró una contracción de 47% respecto al mismo ciclo de 2019. . “Es claro que ese crecimiento que se anticipa será diferenciado, sobre todo porque en las zonas centro y norte se verán influenciadas por las actividades de comercio exterior, en donde los apoyos del gobierno permearán un mayor dinamismo incluso en nuestro país”, anticipó Jaime Tamez. “Es claro que ese crecimiento que se anticipa será diferenciado, sobre todo porque en las zonas centro y norte se verán influenciadas por las actividades de comercio exterior, en donde los apoyos del gobierno permearán un mayor dinamismo incluso en nuestro país”, anticipó Jaime Tamez. Además, se tiene un crecimiento diferenciado por los sectores que se atienden, por lo cual habrá que tener esa lectura, “en ciertas regiones no sólo el sector automotriz es el dinámico, sino además otros como los alimentos tienen una mayor demanda”, identificó Alberto Rodríguez. “El cambio en los modelos de consumo tiene un impacto en los modelos de distribución, de hecho se ha comenzado a identificar, mientras en los segmentos de clase 6 a 8 la caída es por arriba del 40%, en el Clase 4 experimentamos un 10%, y debemos adaptarnos a los cambios en los hábitos de consumo”, mencionó Jorge Plasencia.

Fuente: T21 / Internet , Información, 07:40, 10/07/2020

Socios Estratégicos