Retail responde a e-commerce

Publicado: 27 agosto, 2020

La reapertura de tiendas y locales comerciales en las principales ciudades donde el semáforo epidemiológico lo ha permitido, permitió generar una bocanada de aire al impactado negocio del retail en México. Esta dinámica ha hecho que por un momento la atención en compras online cambie. Un reporte de la firma MAC Arquitectos Consultores al cierre del primer semestre del año indica que las ventas del retail cayeron 18% entre julio de 2019 y el mismo mes de este año. No obstante, la firma observa una recuperación rápida tras la cuarentena. La perspectiva se fundamenta en datos como el que arrojó el reporte de la Encuesta Mensual sobre Empresas Comerciales (EMEC) del Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi) al cierre de julio en el que revela que el índice de ventas del comercio minorista creció 7.8 en el primer mes en que se relajaron las medidas del distanciamiento social. En consecuencia, el e-commerce redujo 7.3% las ventas en locales de autoservicio, luego de un mayo récord, al tiempo que las departamentales lo incrementaron 7% producto de la reapertura. Con todo, es un hecho que las ventas online han venido incrementando su participación en el comercio minorista. A finales del año pasado representaban 14.1% del total. Fuera de esa comparación lo que importa a propietarios, cadenas minoristas e inversionistas es el desempeño de las tiendas. Los números en general de distintas instancias, entre ellas la ANTAD, muestran que las ventas del comercio electrónico no lograron crecer de manera consistente en todos los rubros, dado que con la reapertura en el segmento departamental se registraron movimientos. El reto en uno y otro extremo de los canales del retail mexicano tradicional es mayúsculo. Las ventas registran un rezago de cara a la acumulación de 3 meses de inactividad física. El reporte semestral de MAC indica que la tasa de disponibilidad promedio es de 13% en los distintos centros comerciales, de un universo que llega a 3 mil 700 centros comerciales en sus diferentes tipologías, de los cuales destacan sin duda el 62% de los 863 que están anclados y cuentan con más de 30 locales comerciales. El fondo es el tamaño de la pérdida acumulada y el lento crecimiento económico que inhiben el consumo, a diferencia de economías donde existen apoyos de tipo fiscal, orientados a la recuperación económica. Sin embargo, la estadística destaca lo que queda por crecer, cuando se observa que en Estados Unidos existe una superficie promedio de 122m2 por cada 100 habitantes, mientras que en México ese mismo indicador es de apenas 23.4 con lo cual, es el mercado comercial más grande de América Latina. Por potencial es importante, pero como MAC reconoce en sus previsiones, los hábitos de consumo no son iguales. Y eso, aunado a la recuperación económica, son factores fundamentales que analizan los retailers del país para crear estrategias. Lo anterior representa que al menos 90% de los 30 nuevos proyectos en edificación, atrasará su apertura como resultado del efecto COVID-19. Si bien, en las últimas dos décadas se han presentado crisis como la de 2011 que atrasó el pipeline anual hasta 2013, el actual contexto redimensionará la expansión del negocio. La reapertura de hace unos días, en mercados como la Ciudad de México (CDMX) hizo relevante el efecto positivo que causó, aún con las restricciones el desempeño de los cines en distintos centros comerciales. Esa es sin duda una señal que importa al mercado.

Fuente: El Financiero / CDMX / Internet, Información, 04:50, 27/08/2020

 

Socios Estratégicos