Una rica herencia: el sabor mexicano en EEUU (Abasto)

Publicado: 15 septiembre, 2021

En esta época del año cuando reconocemos nuestra herencia hispana, vale la pena destacar algunos de los pioneros que ayudaron a impulsar el sabor mexicano en EEUU.

Quizás estos pioneros estarían asombrados al ver la penetración y aceptación en todos los hogares norteamericanos, tanto de platos tradicionales mexicanos, como de bebidas.

La prevalencia de los tacos como uno de los platillos favoritos en los hogares de cualquier grupo étnico o racial en EEUU es impresionante. ¿Y qué decir del consumo de nachos, salsas y guacamole? Desde hace muchos años el cóctel número uno del país es la Margarita. Verdaderamente ha sido asombroso el éxito del sabor mexicano en EEUU.

Y estos logros no han sido en vano. El sabor mexicano en las comidas ha influido en la cocina estadounidense durante siglos. Durante la última mitad de la década de 1900, los alimentos de inspiración mexicana llegaron a todos los rincones de Estados Unidos, penetrando en hogares de todo tipo.

Junto a las comidas tradicionales como las tortillas, los tacos, los tamales, las enchiladas y las salsas, surgieron nuevos platos que reflejaban una mezcla de la cultura mexicana, zonas regionales como Texas y otras latinas. Esto según los archivos del Museo Nacional de Historia Americana.

TORTILLAS EN EL SUPERMERCADO

La tradicional tortilla de maíz y la cada vez más popular tortilla de harina se convirtieron en componentes importantes de la comida estadounidense cotidiana después de 1950.

Las empresas aprovecharon el creciente mercado latino mediante la producción masiva de alimentos mexicanos, centroamericanos y caribeños. Produjeron kits para armar tacos, chips de tortilla y burritos congelados, que se convirtieron en alimentos básicos en las cadenas de supermercados y tiendas de conveniencia.

En la década de 1990, el sabor mexicano continuó propagándose a través de las salsas que desafiaron al ketchup por la supremacía de los condimentos en Estados Unidos.

Art Velásquez, empresario de Chicago, fundó Azteca Foods en 1969, que vendía alimentos mexicanos y centroamericanos en supermercados de todo el país. Azteca extendió la vida útil de su harina y tortillas de maíz y el molde se usaba en restaurantes para hornear ensaladas de tacos.

LA INVASIÓN TEX-MEX

Después de que su familia emigró de México a Texas en la década de 1890, Adelaida Cuéllar comenzó a vender en la feria del condado sus tamales hechos a mano que preparaba con el más exquisito sabor mexicano.

En 1928, abrió un restaurante de barrio, que su familia expandió en la década de 1950 a la cadena de restaurantes El Chico Tex-Mex. En la década de 1990, los Cuéllar eran dueños de más de 100 restaurantes El Chico, desde Dallas hasta Dubái, donde los petroleros estadounidenses podían disfrutar del sabor de su hogar.

Los Cuéllar estuvieron entre los primeros empresarios que ayudaron a transformar la comida Tex-Mex en una de las más populares y extendida de la cocina mexicoamericana.

Cientos de restaurantes estilo Tex-Mex abrieron en Estados Unidos, compitiendo con otras variaciones regionales como Cal-Mex, Sonoran-Mex y New Mex-Mex, y con cadenas de comida rápida como Taco Bell.

Los restaurantes centroamericanos también agregaron platos y bebidas Tex-Mex a sus menús. El Chico era una de las muchas empresas que comercializaban sus propias marcas de alimentos enlatados y congelados para distribuirlos en los supermercados.

¡MARGARITAS CONGELADAS!

Mezclada por primera vez en bares a lo largo de la frontera entre California y México en la década de 1940, la Margarita (tequila, jugo de limón y licor de naranja) se convirtió en una bebida estándar en los restaurantes mexicano-estadounidenses.

Las margaritas congeladas, mezcladas con hielo, se hicieron populares en la década de 1950 junto con otras bebidas tropicales elaboradas con ron y tequila. En la década de 1970, la Margarita había superado al Martini como el cóctel estadounidense más popular. Aún sigue siendo muy popular.

EL SABOR MEXICANO TIENE UN PORVENIR LLAMATIVO

Estos pioneros junto con muchos otros que ayudaron a propagar el sabor mexicano han contribuido a que los paladares estadounidenses hoy día no sean los mismos de antes.

El crecimiento que seguiremos viendo de la población hispana en EEUU y también el hecho de que las nuevas generaciones de consumidores desean diversas sazones, impulsará el sabor mexicano. Esto hace que el potencial de crecimiento de la comida y bebidas mexicanas seguirá siendo muy llamativo.

Fuente: https://abasto.com/noticias/una-rica-herencia-el-sabor-mexicano-en-eeuu/