Preocupa a empresarios el orden práctico de la reforma laboral que se discute en el Congreso

Publicado: 25 abril, 2019

El presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Carlos Salazar, manifestó que existe una preocupación entre la iniciativa privada sobre lo imprácticas que puedes ser las leyes secundarias de la  reforma laboral, las cuales se discuten actualmente en el Congreso. En una entrevista con Noticieros Televisa, indicó que existen preocupaciones, que “si bien no quitan el espíritu de la ley, si pueden generarnos problemas de tipo práctico”.

Como ejemplo puso el caso de los despidos, en los que el trabajador puede presentarse ante las autoridades y decir que lo separaron de su cargo, pero las pruebas ya no deben ser proporcionadas por el supuesto despedido, sino que ahora son responsabilidad del patrón, quien debe demostrar que no lo despidió.

“Esto, en el caso de Brasil, genera miles de demandas laborales, porque el trabajador más que buscar una liquidación justa, quiere una cantidad mayor. Además, genera una fricción innecesaria, porque esta situación no se resuelve en automático, crea incertidumbre, donde siempre hay una demanda del trabajador sobre la empresa y al final la empresa debe asumir una contingencia. Hay empresas en Sudamérica donde las contingencias son tan grandes que deben reportarse en los resultados financieros porque tienen miles de demandas por supuestos despidos”, afirmó.

El represente sectorial aseguró que aún hay tiempo para que las sugerencias de la iniciativa privada sean tomadas en cuenta. “Si hoy pasa la reforma con las reservas que hemos sugerido, habría tiempo de enviarla a la Cámara de Diputados y antes de que cierre el periodo legislativo, tendremos tiempo para hacer las correcciones”, aseguró.

Sobre los señalamientos de diversas voces, entre éstas el Congreso de Estados Unidos, sobre la viabilidad de la reforma, Salazar señaló que los empresarios mexicanos son de los más interesados en que se apruebe y se ponga en marcha, ya que incrementará la productividad y el poder adquisitivo en el país.

Sin embargo, recalcó que con la judicialización de los procesos laborales será necesario que el gobierno aporte un presupuesto adecuado, ya que de lo contrario habrá deficiencias en la aplicación de la ley.

Según lo acordado durante la negociación del Tratado México-Estados Unidos-Canadá (T-MEC), México tiene la obligación de aprobar una reforma laborales antes de que el acuerdo comercial sea ratificado por los tres países.

(Fuente: Economía Hoy / Internet, Información, 09:00, 25/04/2019)

Socios Estratégicos